El tiempo en: Barbate
Martes 21/05/2024  

Tambucho y Emparrillao

‘Avante toa’

Sigo en este barco en el que llevo enrolado setenta y siete singladuras, y adaptándome a cada siclo como cambian las mareas...

Publicado: 12/01/2024 ·
21:34
· Actualizado: 12/01/2024 · 21:34
  • Imagen de Mohamed Hassan en Pixabay.
Autor

Manuel Varo Pérez “Ica”

Autor que cantara a su pueblo por carnavales y escribiera parte de su historia en Barbate Información, Trafalgar Información y Viva Barbate

Tambucho y Emparrillao

Narrador empedernido de un paraíso llamado Barbate, donde la naturaleza se distingue por su belleza

VISITAR BLOG

Con las mismas frustraciones, ilusiones y esperanzas, y, cómo no, con la suerte de seguir compartiendo con familiares, amigos y personas que me aprecian el regalo divino de la amistad y la convivencia; y aceptando igualmente –no compartiendo–, críticas y opiniones de los que  piensan de manera distinta; sigo en este barco en el que llevo enrolado setenta y siete singladuras, y adaptándome a cada siclo como cambian las mareas, hago transbordo en este que hacerse a la mar, con el convencimiento que cada ‘derrota’ se torna más difícil en bondad,  convivencia,  y entendimiento. Por el contrario, hay malas algas, odio, destrucción y guerras. Perdonad que estos artículos de fin y principio de viaje sean reivindicativos con las desigualdades, pero por mucho que durante estos días, igual que todos, me haya puesto como ‘el Kico’, mi conciencia, que no necesita engullir alimentos para estar satisfecha, toma la iniciativa de ponerse en huelga incluso contra todos los órganos de mi cuerpo reivindicando sus pensamientos. Procuro no traicionarla, porque entiendo que es la que tienen más clarividencia y razonamiento en los temas que arañan mis entrañas, que  por desinterés procuramos olvidarlos y alejarlos. 

Como decía, entregando mi folio para el transbordo de la nueva singladura al ‘Contramaestre mayor’ –aquí Patrón de Papeles–, lo mismo que los setecientos setenta millones de seres humanos (según Naciones Unidas) que navegamos como argonautas en el infinito, zarpo nuevamente para recorres otras  mil cuatrocientas sesenta y cuatro bajamares y pleamares, doce lunas llenas (en Barbate ‘oscuros’), y trescientos sesenta y cinco soles. Perdón, hay que añadir un sol más, porque este viaje es bisiesto. De esta última nave que quedó encallada en el piélago de la memoria, decir que, tras embarcarme como ‘niño el barco’ y pasar a ser marinero, después de tanto embarques a lo más que he llegado es a ‘cabo de peto’. Sé que otros se consideran contramaestres,  los más ilusos capitanes  de corbeta o comandante, y los que rozan la ignorancia, incluso tenientes de navío o almirante. Allá cada uno con sus ‘cocas y estrellatos’, porque en esta nave nadie es  imprescindible, y a los llegamos al último puerto nos echan en tierra (nunca mejor dicho) o a la incineración;  así los que tengan el destino del fuego eterno llegan al cielo como  los pollos de Hilario.

Esperemos que los que llevan el timón de esta vieja nave que comienza a formarse, no en seis días como nos cuentan los domesticadores de conciencia, sino  hace 4600 millones de años, no vacilen más con nuevas tecnologías, destrucciones, guerra, vientres maternos e Inteligencia Artificial, y recuerden que la vieja ‘Gaia’ llegó a ser una bola de fuego tóxico, inmenso  mar, abismos marinos hasta las crestas de las montañas, unió  la que fuera ‘Pangea’, volvió a separarse, se convirtió en hielo, extinguió dinosaurios y otros animales antediluvianos, así que como le demos mucho por culo un día nos manda al mismísimo carajo, se inventa nuevas formas de vida y a navegar con viento fresco otros pocos millones de años”.

Con la bulla se me olvidaba.  No sé si los Reyes Magos ha dejado regalos a los niños de esa ‘franja’ tan castigada, “si algunos quedaron vivos”. Espero os haya dejado ilusiones y sueños. Y ojalá que nunca se conviertan en Eméritos, esos solo dejan desilusiones y malos sueños.  Con que vamos por el  MMXXIV  ¡Avante tóa!

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN